tratamiento termitas

CEBOS ALIMENTICIOS PARA TRATAMIENTOS CONTRA TERMITAS

Uno de los enemigos que más afectan a la madera son las termitas, estos xilófagos sociales son unos verdaderos expertos en su degradación y consumo. 

La mejor solución contra las plagas de termitas, una técnica para luchar contra las termitas no contaminante y totalmente respetuosa con el medio ambiente. 

El sistema de cebos inhibidores de crecimiento asegura la protección frente a colonias de termitas, de forma limpia y sin productos químicos, actuando en toda la colonia.

  • Al ser un sistema que requiere una vigilancia y mantenimiento periódico, permite desarrollar un completo seguimiento de la evolución del tratamiento.
  • No hay que hacer modificaciones estructurales, ya que con simples registros puntuales es suficiente para su instalación. 
  • Es un producto que solo actúa frente a las colonias de termitas, es totalmente respetuoso con el resto de fauna y el medio ambiente.
  • Requiere de inspecciones previas en la estructura de madera, las cuales pueden poner de manifiesto la necesidad o no de refuerzos o mejoras para salvaguardar la integridad del edificio. 

Este tratamiento evita realizar obras y perforaciones en el inmueble, ni la aplicación de biocidas que contienen plazo de seguridad. 

Principios del Sistema

Está basado en la propia biología de las termitas, es totalmente selectivo y específico para esta plaga. El modo de actuación del componente activo en estos tratamientos se basa en las pautas de alimentación de las termitas subterráneas. Tras una colocación estratégica de cebos, se revisan periódicamente hasta la aceptación de los mismos y a partir de que ello ocurra, se tendrá el control de la colonia. El termitero termina por desaparecer ya que la materia activa del cebo es distribuida por las mismas termitas en el interior de toda la colonia.  

La aceptación del cebo está garantizada, ya que en su composición la celulosa pura se halla en casi un 99 %. La celulosa es la sustancia de la cual se alimentan exclusivamente las termitas; su estómago posee protozoos especializados en crackear las largas cadenas celulósicas y convertirlas en azúcares, que les dan la energía necesaria para trabajar por la colonia. 

La materia activa del cebo,  inhibe la síntesis de la quitina, principal componente del exoesqueleto de los insectos. Así, cuando la termita muda, la nueva cutícula no se forma y, sin esta piel de protección que le sirve a la vez de esqueleto, el insecto no puede vivir. 

Nuestro sistema trata las construcciones alimentando a las colonias presentes en la construcción o en la proximidad por medio de una fórmula insecticida. El consumo del cebo insecticida por parte de las colonias conduce a la muerte de todos los miembros de la colonia, y por lo tanto, a la eliminación de la colonia. La eliminación de las colonias de termitas por medio del uso del sistema está dividida en diversas etapas 

  • Portacebos de Exterior.
  • Perforación en suelos de jardín.
  • Perforación en suelos duros.
cebo-termitas
cebo alimenticio termitas